El propietario del vehículo llama al taller quejándose de que el motor no arranca, se hace imposible poner el motor  en marcha. El mecánico llega junto al vehículo averiado (o se baja el vehículo averiado de la plataforma-grúa en el  taller), se da al  arranque y el motor arranca a la primera, sin ningún problema. Se conecta entonces el

SUBIR

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. CERRAR